viernes, 26 de octubre de 2007

Corrida de 80 vacas (80) POR CESAR HILDEBRANDT

Ochenta vacas ochenta han matado ayer los ganaderos lecheros para exigirle a “Gloria” que pague un precio justo por la leche.

Yo estaba con los ganaderos lecheros y su lucha. Hoy los detesto por salvajes.

En los tiempos de Ptolomeo, durante un famoso juicio, una muchedumbre de egipcios mató al matador de un gato, animal que se consideraba emparentado con lo divino. Este escriba, sin embargo, nunca ha confiado demasiado en los gatos y siempre ha compartido la teoría de la sacritud de las vacas (y, por tanto, la de sus cumplidos maridos, los que asesinan en ciertas plazas los valientes que se visten de señoritas andaluzas bien marujas).

A mí me parece que las vacas nos han tenido siempre compasión. ¿Cómo no tenernos compasión? Al fin de cuentas ellas siempre fueron pacifistas, jamás imaginaron que el pasto era excluyentemente suyo y nunca necesitaron implantes de mamas. De allí esa mirada de matronas desnudas y ese halo de ángeles obesos. ¿Acaso alguna vaca se ha apellidado Hitler? ¿O Bin Laden? ¿O Sharon?

Cuando el planeta se sacuda de la alimaña humana, algo que será astronómicamente pronto, las vacas se harán cargo de las nuevas guarderías y presidirán las juntas de reconstrucción pero se negarán a juzgar a los criminales de guerra Alonso Alegría y Baldomero Cáceres y demandarán el perdón y la prescripción para tales señores.

Una vez –y esto no es invento– le preguntaron al escritor Rudyard Kipling:

–Si la especie humana llegara a desaparecer, ¿cuál cree usted que sería el rey de la creación? ¿El elefante?

Y Kipling, escritor británico que había nacido en Bombay, contestó:

–¿El elefante? No creo: es demasiado honrado. Quizá la zorra.

Creo que el maravilloso Kipling se equivocó esa vez. La zorra es la que hoy gobierna este mundo donde los ganaderos de Lima matan a 80 vacas lecheras en un solo día y sólo para llamar la atención de la tele carroñera. Todos han visto a una zorra políglota en la Casa Blanca y todos sospecharon siempre –Kipling lo habría hecho si la vida le hubiese alcanzado– de la naturaleza de zorra ártica de la señora Thatcher, de la que –dicen– se amamantaron Rómulo y Remo Bush en la serie Dinastía.

Mientras La Niña (otra zorra) enfría las aguas del norte peruano y caen pelícanos muertos del cielo, guanayes con el buche vacío por falta de pesca, piqueros famélicos porque no hay pota ni anchoveta, mientras llueven inocentes muertos en el mar de Sechura, aquí matan con una pistola de aire comprimido a 80 venerables Clarabellas para ver si así los Rodríguez Banda, o sea la banda de los lácteos, se sientan a negociar el precio miserable del litro de leche que pagan la Nestlé y la Gloria.

Yo siempre supe que el tal Hipólito Irigoyen era un idiota sobreestimado por el argentinaje patriotero cuando me enteré de una anécdota sucedida durante su primera presidencia (1916-1922). Durante una huelga salvaje de los trabajadores de los trenes, quedaron atascados en una vía rural decenas de vagones cargados con vacas viajeras. Encerradas y sin alimentos, las vacas empezaron a morir como se mueren las vacas, es decir sin solemnidades ni aspavientos, con la misma sabiduría con la que vienen al mundo a enseñarnos a masticar despacio y a tener paciencia. Los ganaderos, entonces, fueron a ver a Irigoyen y le explicaron el vacuno drama. Irigoyen ni se inmutó y no movió un dedo para impedir esa matanza ferroviaria. Y el que no ama a los animales, como se sabe, suele compartir esa orfandad con la eventual adicción por lo infame.

Los ganaderos de las ochenta vacas muertas en el mes de la Feria del Señor de los Milagros merecen salir de monosabios en Acho. Y por mí, que los Rodríguez y los Banda y los suizos de la Nestlé los sigan esquilmando. Ahora sí que se lo merecen.

Diario La Primera:
http://www.laprimeraperu.com/noticia.php?IDnoticia=6061



NOS PREGUNTAMOS: ¿QUE CULPA TIENEN LAS VACAS DE SEMEJANTE SALVAJISMO Y CRUELDAD? ¿CON ESTAS ACTITUDES QUE SE QUIERE DEMOSTRAR, QUE SON METODOS MAS EFECTIVOS, Y CIVILIZADOS? ¿QUE SEMEJANZA TIENEN ESOS GANADEROS CON LOS TOREROS? ¿Y LA LECHE GLORIA ACASO NO ES CAUSANTE DE SEGUIR EXPLOTANDO A ESTOS ANIMALES? TODO ESTE CLIMA DE VIOLENCIA LOS CULPABLES SON LOS POLITICOS QUE NO DEFIENDEN LOS DERECHOS DE LOS ANIMALES Y ENCIMA SE LOS COMEN.

Suscribe,

FRENTE ANTI-TAURINO DEL PERÚ

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Hey, aquí una sugerencia mundana pero nada frívola. Con esto de q ahora todos andamos metidos en el HI5, por qué no iniciar un grupo anti-taurino que tenga como logo uno de los que se ven aquí, como el de Kishtar, para así también poder identificarnos en la web y entre nuestros amigos como defensores de los animales y simpatizantes del frente anti-taurino, eh??

flex23 dijo...

La industria láctea es una explotación constante, no es una situaciónd e un día, todos los días se matan vacas expltoaedas por lácteos y todos los días usfeen vacas explotadas por lácteos. No debe sorprendernos en absoluto que sucedan estas cosas.

lácteos = tauromaquia

ganboa dijo...

la sociedad peruana soporto las costumbres que los españoles nos impucieron en el momento de la conquista y durante el virreynato, generalmente cambiamos todas estas costumbres adaptandolas a nuestro estilo y gracia enriquesiendola, pero jamas pudimos con lo que se pensaba como un acto artistico de acesinbar a animales que previamente fueron torturadas y maniatadas para no poder defenderse y "dar un buen espectaculao" satisfactoriamente ay personas que si entienden que asecinato y tortur no es arte ni cultura asi que esta clase de personas en la cual me incluyo yo no dejara que esta clase e matansa no siga...
oscar anccasi zevallos
I.S.T. CESCA-LOS OLIVOS
AULA 112 TURNO MAÑANA.